La Comisión Europea ha respaldado el informe del Parlamento Europeo que descartaba otorgar “poder policial” a los operadores de Internet, pese al rechazo a dicho texto manifestado por el presidente francés, Nicolás Sarkozy, quien también ocupa la presidencia de turno de la UE.

Entre otros puntos, el informe aprobado a finales de septiembre por la Eurocámara establece que las operadoras “no pueden restringir el acceso de los internautas ni los derechos fundamentales de los ciudadanos sin una autorización judicial previa”, recordó el portavoz de la Comisión Martin Selmayr.

El Pleno del Parlamento Europeo descartó que las empresas operadoras deban ponerse en contacto con los usuarios cuando éstos cometan actos ilícitos en internet, como la descarga de contenidos protegidos, algo que había sido presentado en el Parlamento Europeo antes del verano por el conservador británico Malcolm Harbour.

Be Sociable, Share!