Sí, y la culpala tiene el iPhone de Apple: ese teléfono/reproductor musical que se maneja deslizando los dedos por la pantalla.
Pero claro, la competencia no se puede quedar atrás (Omnia de Samsung), y en general, todo gadget (MP3 de bolsillo, videocámaras, marcos de fotos o, incluso, ordenadores ) tiene ahora su producto con pantalla tactil.

Ahora bien, la primera pantalla sensible se presentó en 1971. El responsable fue Samuel C. Hurst, un profesor de la Universidad de Kentucky. Veinticinco años después, estos monitores táctiles se empezaron a usar en algunos dispositivos, por ejemplo, en las agendas electrónicas. Unas agendas que añadieron la escritura a mano sobre la pantalla y cambiaron de nombre para convertirse en Asistentes Personales Digitales (PDA). La pantalla táctil también se empezó a usar en algunas cajas registradores de tiendas y restaurantes. Los simples cajones eléctricos dejaron paso a los modernos Terminales Punto de Venta (TPV) que permitían marcar precios pulsando con los dedos sobre su pantalla.

En aquellos años vio la luz el primer teléfono táctil. La multinacional IBM junto a la firma BellSouth crearon en 1994 un terminal que se podría considerar precursor lejano del iPhone. Se llamaba IBM Simon y era un teléfono inteligente que, además de servir para hacer llamadas tenía la función de fax, calendario, libreta de direcciones, calculadora, correo electrónico y consola de videojuegos. El invento, además, de poco operativo era muy caro. Costaba, al cambio en aquel año, en torno a los 600 euros.

En 2003 llegaron los primeros dispositivos con pantalla táctil comercial. Eran los navegadores GPS de bolsillo. Estos dispositivos dieron un paso significativo en la popularización de la tecnología de pantalla táctil. El primer modelo de este tipo lo lanzó la firma holandesa TomTom. Después le han seguido compañías como Mio, Navigon, Becker, VDO o Garmin.

Pero, ha habido que esperar al 9 de enero de 2007 para conocer al verdadero impulsor de la pantalla táctil. Aquel día, Steve Jobs, máximo responsable de la firma Apple anunció y mostró por primera vez el iPhone. Un lector MP3 con función de teléfono móvil que asombró al mundo por su diseño estilizado y su pantalla inteligente. La forma de manejar este invento ha transformado la percepción que tiene la gente sobre los equipos electrónicos. A pesar de que el iPhone sigue resultando complicado de usar para los menos aficionados a la tecnología y demasiado caro para la mayoría, el dispositivo ha hipnotizado a muchos y se ha convertido en un icono de modernidad.

Además, casi dos años después de su presentación, el efecto iPhone sigue vivo y, a pesar de no convertirse en ‘el superventas’ que algunos esperaban, los medios de comunicación mantienen el interés por cualquier variación mínima del invento. Por otra parte, las grandes multinacionales de la electrónica han encontrado una oportunidad en esta tecnología y han empezado a crear sus propios dispositivos táctiles, siendo en los móviles donde se está extendiendo más rápido.

omnia

Las firmas coreanas LG y Samsung han sido las más activas con modelos como el Omnia, Prada o Armani.
Los últimos en adoptar esta tecnología (y con acierto) han sido los canadienses de RIM con su Blackberry profesional (Blackberry Storm).
Por su parte y Nokia, con cerca del 40% del mercado mundial, acaba de lanzar su primer móvil táctil (5800 XpressMusic) y ya ha anunciado el siguiente modelo (Nokia N97) para el primer semestre de 2009.

En el terreno informático el primero en lanzar una pantalla táctil seductora ha sido HP con su TouchSmart IQ500.
hp

Además, están videocámaras como la Samsung de alta definición HMX20C o las impresoras fotográficas como la Photosmart a826 de HP o el marco de fotos digital iGala .

En definitiva, mil y un equipos electrónicos que compiten en el complicado mercado de la electrónica para hacerse un hueco en los corazones de los consumidores al grito de la tecnología táctil es tecnología fácil.

Be Sociable, Share!